Taller de deshidratación de alimentos

Germinando nuestro barrio

Fecha

Sábado, 13 de abril de 2024.

Horario

10:30 h

Inscripciones: hasta el 5 de abril
Cupo: 25 personas
Seleccionados: lista de seleccionados en web el 8 de abril

Seleccionados taller:

Andrea Bettosini

Antonio Espinoza Silva

Carolina Cisternas

Constanza Henríquez

Dafne Nathalie Jerez Retamal

Daniela Pérez

Dominique Escobar

Enmanuel Camejo

Felipe Rodillo

Francisca Díaz

Fulvia Laprea Bernal

Gisela Frick Hassenberg

Jaime morales soto

Luz Margarita Mondaca Venegas

Macarena Andrea Saravia Castro

Marlene Pino

Marleny Del Valle Garces Cepeda

Neko Lieppe

Nicolás andres Ramirez

Paola Arancibia Coradines

Paula Paz Gonzalez Ovando

Pedro Solar Castro

Rayén Irina Luna Solar

Rebeca Sarralde

Ricardo Cancino liberona

Soledad Canelos Osorio

Valeria Bastias

Verónica Nicole Velásquez Gonzalez

Violeta Rubio Jara

Ximena Contreras

Yessenia Tejeda

 

En este taller de “Germinando nuestro barrio”, aprenderemos todo lo necesario para deshidratar y desecar alimentos, métodos de conservación tradicionales en los que frutas, granos, vegetales, carnes y pescados se secaban al sol para tener alimentos en época de escasez.

El proceso es sencillo pero eficaz: la deshidratación consiste en circular aire de forma suave pero constante alrededor del alimento.

Si bien el objetivo de ambos es reducir la cantidad de agua de los alimentos frescos, la diferencia es el método que se utiliza para ello: mientras que la deshidratación es la reducción de la cantidad de agua mediante el tratamiento del alimento por calor artificial (aire previamente calentado, superficies calientes, etc.), el desecado es la reducción de la cantidad de agua mediante el tratamiento del alimento en condiciones ambientales (sol, viento, etc.).

¿Qué aprenderemos?

En el taller aprenderemos sobre los tipos de deshidratación (solar, horno y aire), el proceso general de higiene y pre-deshidratación, los tratamientos necesarios, así como el almacenaje y el resguardo de los alimentos deshidratados e indispensables en la cocina.

Para ello, aprenderemos a elaborar láminas de frutas (rollitos de frutas), así como gomitas hechas con dulces naturales.

Ventajas de la deshidratación y el desecado:

  • Aumentan la vida útil.
  • No se pierden proteínas, hidratos de carbono y grasas o lípidos.
  • Reducen el peso y el volumen de los alimentos, por lo que reducen el espacio de almacenamiento y optimizan el transporte y la distribución.
  • No se requieren instalaciones especiales para el almacenamiento posterior.
  • Añaden valor agregado al alimento utilizado.
  • Evitan el desperdicio de alimentos.
  • Se obtienen alimentos compatibles con cualquier otro alimento deshidratado para la elaboración de mezclas y sirven de base para la elaboración de otros alimentos.
  • Los alimentos deshidratados son de fácil preparación y ahorran tiempo y energía.

 

El proyecto “Germinando nuestro Barrio” se instala en el CCESantiago para vincularnos con la comunidad en torno a temáticas de soberanía alimentaria. Pretendemos generar un espacio en el cual compartir, y repensar juntos/as alternativas en las formas de vida, basadas en la diversidad, los cuidados y la sustentabilidad.